¿Los seguros llevan IVA? Estos son los impuestos que hay que pagar en cualquier póliza

¿Los seguros llevan IVA? Estos son los impuestos que hay que pagar en cualquier póliza
Objetivo CLM
Lunes, 20/05/2024 | Región, Nacional | Sociedad, Economía

La mayor parte de la población está familiarizada con los seguros, ya que en muchos casos como el de los propietarios de un hogar o un vehículo son obligatorios. Además, en otros ámbitos como el de la salud, las estadísticas reflejan una tendencia en aumento de la contratación de seguros privados.

No obstante, siempre existen aspectos de las pólizas que son menos conocidos para el gran público. Por ejemplo, pocos conocen que cuando se abona el coste del seguro, no solo se paga a la compañía, sino que también hay algunos cargos que van destinados a tasas e impuestos. En este contexto suelen surgir dudas como si los seguros llevan IVA o qué parte de la cantidad total que abonamos va destinada a estos impuestos.

Para encontrar el seguro que mejor se adapte a nuestras necesidades y nuestro bolsillo es importante, además de usar un comparador de seguros como Rastreator para comparar ofertas de manera transparente y sencilla, estar informado sobre cuánto encarecen estos impuestos el precio final de cada seguro.

Los seguros y el IVA

La primera cuestión que solemos plantearnos es si los seguros llevan IVA. La respuesta es que no. La norma viene establecida en el artículo 20 de la Ley de Impuesto sobre el Valor Añadido, que dice que estarán exentas de este impuesto “las operaciones de seguro, reaseguro y capitalización; los servicios de mediación, incluyendo la captación de clientes, para la celebración del contrato entre las partes intervinientes en la realización de las anteriores operaciones, con independencia de la condición del empresario o profesional que los preste”.

Por lo tanto, ningún seguro, sea del tipo que sea, incluye IVA en el precio de la prima, de la misma forma que tampoco tienen que abonarlo las operaciones de mediación de seguros.

Entonces, ¿qué cargos extra están incluidos en la póliza?

Que los seguros no incluyan el IVA no significa que no tengan recargos extra. De hecho, hay tres que están incluidos en todas las pólizas: el Impuesto sobre Primas de Seguro (IPS), los Recargos destinados al Consorcio de Compensación de Seguros y los posibles costes derivados de fraccionar los pagos de la póliza.

Qué es el IPS de un seguro

Se trata de un impuesto vigente desde 1997 de naturaleza indirecta que grava, aproximadamente, un 8% sobre el neto total del seguro contratado. Por norma general, este impuesto afecta a todos los seguros, aunque hay ciertas excepciones que están exentas de pagar este tributo y que vienen especificadas en el artículo 12 de Ley 13/1996, de 30 de diciembre, de Medidas Fiscales, Administrativas y del Orden Social.

Recargos destinados al Consorcio de Compensación de Seguros (CSS)

El CSS es una institución pública al servicio del sector asegurador español que se encarga de actuar en aquellos casos en los que las aseguradoras no se hacen cargo de determinados siniestros. Esta institución se financia, básicamente, gracias a un porcentaje incluido en las pólizas, ya que la propia póliza está compuesta por dos contratos: uno con la aseguradora privada y otro con el CCS. De esta manera, el CSS puede hacer frente a aquellas indemnizaciones que no están cubiertas por las aseguradoras.

Los derivados de fraccionar los pagos de la póliza

Cuando se contrata una póliza y se fracciona el pago, el asegurado puede hacer frente al coste de forma gradual, pero también se ha de tener en cuenta que el precio final aumentará ligeramente ya que, a mayor número de cuotas, mayor será la comisión que cobrará la aseguradora.

Por eso, antes de fraccionar el pago, es interesante ver hasta cuánto asciende el extra a abonar y ajustar las cuotas para que el precio final no se dispare.

¿Cuánto suman los impuestos a la póliza?

Entonces, con todos estos datos sobre la mesa, ¿a cuánto asciende la cantidad que pagamos en calidad de impuestos en una póliza? Si tomamos como referencia el seguro de un coche, los impuestos vendrían a ser, aproximadamente, un 8% de IPS y un 0,15% del recargo para la Liquidación de Entidades Aseguradoras. Por su parte, el CSS gravaría 3,5 € para la protección ante riesgos catastróficos y un 2% a modo de recargo para cubrir los daños causados por vehículos sin seguro.

Eso sí, la cantidad total dependerá del precio de la prima. Por ejemplo, para un seguro del coche con un precio anual de 250 € al año, finalmente se pagaría 278,85 €, ya que se cobrarían también 20 € destinados al IPS, 0,35 € del recargo para la Liquidación de Entidades Aseguradoras, 3,5 € para la protección de riesgos catastróficos y 5 € para los daños causados por vehículos sin seguro.

En todo caso, a la hora de buscar el seguro que mejor se adapta a cada caso, no está de más revisar todos estos detalles para tener en cuenta el precio final y no llevarse sorpresas. Y, por supuesto, ayudarse de un comparador de seguros con el que encontrar la mejor opción de manera sencilla y cómoda.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • Etiquetas HTML permitidas: <strong>
  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Queremos saber si es un visitante humano y prevenir envíos de spam
By submitting this form, you accept the Akismet privacy policy.